martes, 10 de junio de 2014

EL SECRETO DEL MARKETING DE LOS ALIMENTOS



Interesante exposición de tan solo 7mn en la que se explican estrategias de marketing para crear deseo y compulsión en l@s consumidor@s y cómo se manipula la realidad sobre la procedencia del producto anunciado.

domingo, 1 de junio de 2014

CURSO DE MACROBIÓTICA SOBRE DESAYUNOS Y REPOSTERÍA

Gracias de corazón por el buen ambiente a todas las personas que hacéis posibles estos cursos. 






























+ Info clases y cursos: agnesmacrobiotica@gmail.com
TLF: 638  893 371

TALLER DE NUTRICIÓN (MACROBIÓTICA) EN SANT CUGAT DEL VALLÉS

SABER COMER: FUNDAMENTOS PARA UNA ALIMENTACIÓN SANA Y EQUILIBRADA

agnès

Taller con Agnès Pérez

En: La Sala de Yoga (C/ Or nº15 · Sant Cugat (Can Mates) · T 654774388)
Viernes 27 de Junio de 18h a 22h.
El taller tiene un precio de 40€.  

PROGRAMA

1. NOCIONES DE NUTRICIÓN. CÓMO EMPEZAR A ORGANIZARTE.
1.1. Nutrirse y alimentarse.
1.2. Nutrientes necesarios para nuestro organismo:
· Hidratos de carbono-fibra.
· Proteínas.
· Vitaminas y minerales.
· Lípidos.
· Complementos alimenticios.
1.3. Combinación de los alimentos para obtener el equilibrio en la alimentación vegetariana.
Composición de un menú o plato equilibrado (desayuno, almuerzo y cena).
2. PAUTAS PARA CAMBIAR DE ALIMENTACIÓN.
2.1. Alimentos de transición y sustitutos vegetales:
· Cereales.
· Legumbres y otras proteínas vegetales.
· Verduras y hortalizas.
· Algas.
· Frutos secos y semillas.
· Frutas y fruta seca.
· Edulcorantes naturales.
· Leche de vaca.
· Carne/pescado/huevos
2.2. Compatibilidades e incompatibilidades.
2.3. Escuchar nuestro ritmo individual y proceso personal:
· Cuándo cambiar de dieta y cómo cambiar de dieta.
· Eliminación de toxinas y síntomas de descarga.
· Hipoglucemia.
3. ENERGÍA Y SINERGIA DE LOS ALIMENTOS.
3.1. Clasificación de los diferentes alimentos.
3.2. Equilibrio en la vegetación.
3.3. Correspondencia de los alimentos con nuestros órganos vitales.
3.4. Influencia de los estilos de cocción en los alimentos y corte de las verduras.
4. EL EQUILIBRIO EN FUNCIÓN DE NUESTRA CONDICIÓN FÍSICA/EMOCIONAL Y DE NUESTRA CONSTITUCIÓN BIOLÓGICA.
4.2. Condición y constitución.
4.3. El efecto de los alimentos según nuestra constitución y condición y en nuestro estado de ánimo.
4.4. Sexo, clima, edad y actividad física:
· Hombre/mujer.
· Cálido-mediterráneo y frío-nórdico.
· Infancia, adolescencia, madurez, embarazo y vejez.
5. LA SALUD Y LAS ESTACIONES: LOS 5 ELEMENTOS EN LA COCINA.

Diferencias entre agroecología y producción orgánica

Podría pensarse en principio, que Agroecología y Producción Orgánica se refiere más o menos a lo mismo. Podría uno decir que es producción agropecuaria sin agrotóxicos. Y estaría en lo cierto.


Como producción orgánica, y por ende productos orgánicos, se entiende aquella producción o proceso productivo agropecuario y agroindustrial en el que no se utilizan determinadas sustancias que están proscriptas por un protocolo, que se rige de acuerdo a legislación vigente. Producir en forma orgánica es, entonces, producir de acuerdo a un determinado reglamento.
La reglamentación y la certificación orgánica hacen hincapié en la seguridad del consumidor y del medio ambiente. Se busca la obtención de un producto química y bacteriológicamente sano –hago la salvedad porque puede entenderse “sano” desde una concepción más integral- que haya sido producido sin afectar al medio ambiente con residuos tóxicos y que no implique riesgos para la salud del consumidor.
Se puede cultivar orgánicamente frutillas, algodón, trigo, aún en monocultivos; se puede aplicar agroquímicos –hay una larguísima lista de
productos comerciales aprobados- a condición de que no estén prohibidos por las reglamentaciones, porque no causan daño ambiental ni son riesgosas para la salud del consumidor.
Así es que se puede tener un monocultivo de 40 has de frutillas, al que se le aplican muchos productos comerciales (hormonas, sales minerales, promotores de floración, aminoácidos, extractos vegetales) y ese cultivo certifica como orgánico si está dentro de los límites de la normativa. Doy el ejemplo de la frutilla porque conozco un caso concreto como el descripto.
La agroecología es un planteo mucho más amplio, con una mirada integral sobre el ecosistema. La agroecología plantea la producción agropecuaria a partir del diálogo de saberes entre la academia y el campesinado; entre la tradición y los conocimientos científicos; buscando las tecnologías que permitan producir en forma sustentable y saludable de acuerdo a los dictados de la naturaleza; respetando la diversidad biológica y cultural. La agroecología es eminentemente local; no puede dictarse universalmente un reglamento para el cultivo agroecológico
.

Pero sí hay criterios muy claros a seguir. En la agroecología tampoco se utilizan productos químicos de síntesis; también se protege la salud del ecosistema y de los consumidores; pero se entiende como SANO, a un producto sin tóxicos, sin sustancias dañinas, sin energía negativa, sin una historia dañina; un producto concebido, producido y consumido en un agroecosistema y un entorno social saludables. SANO y SALUDABLE tienen para la agroecología un componente holístico que va más allá de las determinaciones de laboratorio.
No se puede cultivar solamente algodón, o maíz, o frutillas agroecológicamente. Sí se puede diseñar y cultivar un agroecosistema que
produzca frutillas, algodón, maíz… y muchísimas cosas más. Porque agroecológica es una chacra o finca, no un cultivo.
Los productos agroecológicos son orgánicos casi indefectiblemente, aunque se dan casos de ciertas prácticas agroecológicas vedadas por las
reglamentaciones de producción orgánica. A la inversa, no ocurre lo mismo: muchísimos productos orgánicos no son agroecológicos. Lo orgánico mantiene casi siempre la misma lógica mecanicista, materialista, reduccionista que el resto de la agricultura “moderna”.
Así, existe un enorme mercado de productos aprobados para la agricultura orgánica; en muchos lugares los productores orgánicos “importan” a sus fincas estiércoles, abonos orgánicos, residuos vegetales, lo cual no tiene nada de ecológico. Hay marcas especializadas en proveer insumos para la agricultura orgánica, desde semillas hasta empaques.
En cambio la agroecología plantea el uso de recursos de la propia finca, disminuyendo en todo lo posible la dependencia de insumos externos; y en consecuencia, no existe un mercado de “insumos agroecológicos” ni cosa parecida. La lógica agroecológica está lejos del mercado.

Finalmente, hay un componente en las reglamentaciones de producción orgánica que es para-arancelario; los países del norte buscan la manera de limitar las exportaciones desde el sur, reglamentando de manera que sea más fácil seguir las normativas en los climas templados de norte América, Europa y Japón que en el trópico latinoamericano, africano o indio.
Un ejemplo concreto de esto último es la prohibición, en la mayoría de las normativas, del uso de sales minerales de micronutrientes, naturalmente deficientes en los trópicos, sobre todo cuando se ha trabajado con técnicas de agricultura modernizada durante algún tiempo.
Resumiendo: La producción orgánica es un modo de producir que busca la preservación del ambiente y el cuidado de la salud del consumidor; puede ser más o menos materialista, más o menos mercantilista, más o menos comunitaria en su mirada.

La agroecología es una propuesta metodológica de transformación social, que plantea modos de producción, transformación y consumo que respeten la diversidad natural y social de los ecosistemas locales y aseguren la sustentabilidad. Es siempre solidaria, comunitaria, local, ecosistémica en su mirada.
Por ello es más fácil exportar productos orgánicos que productos agroecológicos. Gastar más energía en el transporte que en la producción cae afuera de la lógica agroecológica, es casi un absurdo. 

Fuente: Camino Verde http://caminoverde.com.uy/